La libertad de prensa en la UE en entredicho

La libertad de prensa en Europa está en peligro y la Unión Europea (UE) tiene el imperativo moral de defender este derecho y hacer que los estados miembros rindan cuenta de sus actos, concluyó el Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés) en “Haciendo malabarismos: la libertad de prensa en riesgo“, un informe sobre el historial de la UE en materia de libertad de prensa, divulgado hoy en Bruselas.
“El CPJ está preocupado ante el creciente número de violaciones de la libertad de prensa cometidas por países europeos que tradicionalmente se han considerado ejemplos de buena práctica democrática, y ante la ausencia de medidas firmes por parte de la Unión Europea para proteger los derechos de los periodistas”, declaró Jean-Paul Marthoz, corresponsal del CPJ para los países de la UE y autor del informe. “Si la UE va a seguir siendo una autoridad global en cuestiones de libertad de prensa, debe emplear todos los medios a su disposición para impedir los ataques contra los periodistas, y para asegurar que se eliminen las amenazas contra la libertad de prensa”.
Los periodistas de los estados miembros y de países que intentan solicitar la adhesión a la UE enfrentan amenazas de gobiernos y grupos extremistas. Varias leyes de medios represivas, entre ellas las disposiciones penales sobre la difamación y la blasfemia, continúan vigentes en varios estados miembros, pese a que tales leyes son incongruentes con los valores de la UE, concluye el informe. En algunos países, se están empleando las iniciativas antiterrorismo como pretexto para radicales medidas de vigilancia que censuran el periodismo digital y amenazan con poner al descubierto las fuentes periodísticas.
El informe examina las políticas e instituciones de la UE, y concluye que si bien mantienen un compromiso con la libertad de prensa de cara al exterior, en muchos casos carecen de un mecanismo sólido para que los estados miembros rindan cuenta de sus actos cuando violen la Carta de los Derechos Fundamentales de la UE. Las condiciones en deterioro de la libertad de prensa en Hungría ilustran lo mal preparada que está la UE en lo referente a amonestar a los países que incumplan los compromisos adquiridos. Un análisis del proceso de adhesión a la UE llega a la conclusión de que la UE necesita ser más estricta con los estados candidatos, en particular cuando países con preocupantes historiales de libertad de prensa, como Turquía, se esfuerzan por su inclusión en la UE.
“La acelerada marcha atrás de Hungría en el derecho fundamental del periodista de realizar su labor informativa sin restricciones, demostrada más recientemente por la obstrucción de los periodistas que cubren la crisis de los refugiados, es un desafío a los valores declarados de la UE”, expresó Kati Marton, miembra del consejo de directores y expresidenta del CPJ. “No se debe permitir que ningún estado miembro se comporte con semejante impunidad. Si dichos valores todavía son importantes para la UE, Bruselas debe demostrar que tales actos tienen consecuencias”.
Para cumplir con estos compromisos, el CPJ ha efectuado una serie de recomendaciones a la UE como institución y a sus estados miembros, y tiene previsto sostener encuentros con líderes de instituciones clave para analizar los hallazgos del informe.
Fuente; Periodistas en español, 29.9.15

Comente